Desde el Partido Socialista de Entre Ríos saludan la sanción de la nueva Ley que reglamenta en la provincia el uso y cultivo del Cannabis, y sus derivados para fines medicinales.

Expresan desde la fuerza que preside Marcelo Haddad que es un avance en materia de salud, basado en alternativas naturales tan necesario como esperado.
Causas como de las madres y padres del “Mamá cultiva” de Argentina ó Entre Ríos, son legitimas demandas ciudadanas que logran que algo que ya se realiza de hecho, encuentre un marco normativo que lo contenga.
 
La investigación científica de esta planta en medicina, tal como se lleva adelante en Santa Fe, donde el socialismo gobierna con el Frente Progresista, forma parte de una política publica que permite que la provincia se encuentre actualmente en condiciones de producir ese medicamento e introducirlo al sistema público de salud.
 
La incorporación de Entre Ríos al “Programa Nacional para el estudio y la investigación del uso medicinal de la planta de cannabis”, le otorgará beneficios en nuestra región a quienes padecen problemas de salud como las fibromialgias, artrosis, cáncer, autismo, convulsiones, distintas afecciones psiquiátricas, etc., ya que el aceite que se extrae de ella, permite mejorar la calidad de vida y paliar el dolor sin “adormecimientos” a nivel físico ni mental. 
 
El Partido Socialista ha acompañado la lucha por esta legalización desde un comienzo, teniendo a la ex- diputada nacional Gabriela Troiano como referente y una de sus mayores impulsoras en la Cámara Baja, por entonces.
 
Es importante reconocer así mismo tal como lo han explicado las familias promotoras a la autora del proyecto, la diputada Miriam Lambert, y demás legisladores entrerrianos/as, que el autocultivo de la planta se hace a la vez necesario en algunos casos para poder afrontar los costos.