Pablo Zelaya Blanco, secretario general del Partido Socialista local, ratificó que el jefe comunal debería enfrentar un juicio político de parte del Concejo Deliberante por el escándalo de las veredas de la plaza San Martín de la localidad bonaerense, en donde la obra comenzó sin haberse realizado su correspondiente proceso de licitación.

“Lo que manifestó el intendente es de una gravedad absoluta, ya que, como máximo responsable político del municipio, no puede escudarse en desconocer lo que hacen sus subalternos para deslindarse del deber de honestidad y transparencia que requiere la administración pública. En tal sentido, la denuncia que se hizo pública por la cual se habría generado una licitación para regularizar la situación de una empresa que ya estaba realizando arreglos en la Plaza San Martín, debería tener además de implicancias patrimoniales y administrativas, su correlato judicial y político”, sostuvo Zelaya Blanco.

A la vez, el dirigente socialista remarcó que “durante sus tres años de gestión ha tenido actitudes que son más propias de un patrón de estancia que de un intendente en democracia”.

“Este es un claro caso de un incumplimiento de los deberes que tiene como funcionario, principalmente el deber de velar por el uso eficiente y transparente de los recursos que generan los ciudadanos de Mar del Plata y Batán”, agregó.

Según Zelaya Blanco, el Concejo Deliberante “debiera poner en marcha el procedimiento establecido por el Art. 249 de la Ley Orgánica de las Municipalidades, y conformar una Comisión Investigadoraintegrada por concejales de los diferentes bloques, que determine la responsabilidad del Intendente y de los funcionarios correspondientes en dicha maniobra. Dicha comisión debiera relevar todas las pruebas vinculadas al caso, realizar un informe y previo descargo del intendente, y en caso de considerarlo, convocar a una Sesión Especial para evaluar la posibilidad de destitución del jefe comunal”.

Con respecto a la posibilidad de que desde el Concejo se avance en este sentido, adelantó que “es posible que sea tomado. Creo que debiera ser tomado por el Concejo Deliberante, y conocemos el compromiso de muchos concejales y concejalas, así que creemos que esto va a ser una vía”.

“En caso de que no avance, estamos estudiando para hacer todas las presentaciones correspondiente”, sentenció el titular del Ps marplatense.